Por Reuters

Pruebas de laboratorio del Departamento de Salud de Minnesota confirmaron el primer caso de COVID-19 conocido en Estados Unidos asociado con una variante más contagiosa del nuevo coronavirus que se vio originalmente en Brasil, dijo la agencia el lunes.

El anuncio llega después que el presidente Joe Biden firmó un decreto que amplía una prohibición de viaje que prohíbe los viajes a Estados Unidos a casi todos los ciudadanos no estadounidenses que hayan estado recientemente en Brasil, Sudáfrica, el Reino Unido, Irlanda y otros 26 países europeos.

El director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU., (CDC) dijo el domingo que el gobierno federal está intensificando los esfuerzos para rastrear las mutaciones del coronavirus a medida que surgen más variantes infecciosas en todo el mundo.

La variante del virus SARS-CoV-2, conocida como Brasil P.1, fue detectada en un residente de Minnesota con antecedentes de viajes recientes a Brasil, dijo el Departamento de Salud estatal en un comunicado de prensa. La agencia afirmó que el caso es el primero documentado de la variante  Brasil P.1 en Estados Unidos.

Si bien se cree que la variante de Brasil es más transmisible que la cepa inicial del virus que causa COVID-19, no se sabe si la enfermedad que causa es más grave.

Las similitudes entre la variante brasileña y una variedad sudafricana que reduce la eficacia de tres tratamientos con anticuerpos desarrollados para pacientes sugieren que la variante brasileña también puede resistir el tratamiento con anticuerpos, según han dicho los científicos.

La denominada variante del Reino Unido que surgió por primera vez en Gran Bretaña se ha detectado en al menos 20 estados de EE.UU.