Voz de América

Tres personas fallecieron el jueves en manifestaciones a favor y en contra de una polémica reforma de la Ley del Seguro Social en Nicaragua. El segundo día de protestas dejó heridos y detenidos así como la censura de cinco canales independientes que retransmitieron los incidentes violentos.

La Policía Nacional reportó la muerte del oficial antidisturbios Jilton Manzanarez por un disparo de escopeta en las inmediaciones de la Universidad Politécnica de Nicaragua, así como de un joven estudiante del centro que participa en las protestas, en un deceso que las autoridades calificaron de “pleito de pandillas”. En el municipio de Tipitapa, a 20 kilómetros al noreste de Managua, otro joven sandinista fue asesinado de un balazo, agregó el comunicado de la policía.

“El policía fue asesinado con una escopeta accionada por vándalos en el sector de la Upoli”, explicó la policía.

En muchos barrios de Managua sonaron cacerolazos al caer la noche como muestra de repulsa a la violencia contra los manifestantes que protestaban contra las reformas en diferentes partes del país.

Nicaragua vivió una enorme tensión durante el día por los enfrentamientos empezaron el miércoles en Managua y León, una ciudad del oeste del país, entre quienes rechazan y apoyan las reformas aplicadas por el gobierno de Daniel Ortega a la seguridad social. Al menos ocho personas, entre ellas varios periodistas, resultaron heridas.

Los disturbios alcanzaron el jueves los municipios de Estelí, Masaya y Granada.

Las imágenes de violencia transmitidas por algunos medios de comunicación independientes y los perfiles en redes sociales de universidades públicas o subvencionadas de Nicaragua _ como la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, la Universidad Nacional Agraria (UNA) la Universidad Centroamericana y la Universidad Politécnica de Nicaragua _ han mantenido en vilo a la población.

En la UNA, un estudiante de economía perdió el ojo izquierdo después de que brigadas de policías antidisturbios llegaran a reprimir un plantón que impedía el paso en las afueras del plantel. En las refriegas fueron detenidos varios manifestantes, según las imágenes ya que la policía no ofreció cifras oficiales.

Antes del mediodía del jueves, la información que brindaban los medios independientes se suspendió después de que el gobierno ordenó a las compañías de cable interrumpir su señal.

“En clara violación a la libertad de prensa el presidente Daniel Ortega a través de Telcor (ente regulador de las telecomunicaciones) ordenó a todas la cableras censuraran la señal de 100% NOTICIAS”, escribió el director de Canal 15 de televisión, Miguel Mora, en Facebook.